Facebook Twitter Google +1     Admin

NI,ZU TA BIOK.ORAIN tenia razón con las corruptelas de la FECAC

MAUDILI PRIETO/J.G.ALBALAT

ORAIN abrió hace años las denuncias sobre los tejemanejes del Departament de Benestar Social i Família de la Generalitat.Entre esos asuntos que aparecen en nuestra hemeroteca,había el expolio de la FECAC al respecto del dinero público,en el que se encuentran implicados de forma directa o indirecta los trabajadores de dicha consejeria catalana -en su Direcció General d´Acció Cívica durantes los años de mando de convergentes y de ERC-en el área metropolitana de Barcelona.Después de años de sospechas y de querellas de entidades particulares que han acabado en nada, y de la mano del periodista de "El Periódico",J.G.Albalat,se ha sabido que la Fiscalía de Barcelona ha actuado con contundencia contra el expresidente de la Federación de Entidades Culturales Andaluzas en Catalunya (FECAC) Francisco García Prieto y otros miembros de la cúpula de esta entidad que cada año organiza, entre otras actividades, la Feria de Abril en la capital catalana. La fiscala Ángeles Negrete ha presentado en el juzgado de guardia de Barcelona una querella contra el que fuera máximo dirigente de la FECAC y sus personas de confianza por presuntamente apropiarse de 1,7 millones de euros de las ganancias de la Feria de Abril en las ediciones del 2008 al 2013 y haber justificado «mendazmente» y con facturas ficticias los más de 600.000 euros de subvenciones publicas recibidos.En su denuncia, que ahora será repartida entre los juzgados de Barcelona, la fiscalía acusa a los ocho denunciados de los delitos de apropiación indebida, fraude de subvenciones y un delito continuado de falsedad en documento mercantil. La acción de la fiscalía va dirigida contra García Prieto, dos de sus hijos, el vicepresidente Juan Miguel Terrino, varios miembros de la cúpula de la entidad y proveedores habituales de la organización.Las diligencias en la fiscalía que han acabado en denuncia en el juzgado se iniciaron a raíz de una denuncia previa que presentó parte de la dirección de la FECAC cuando García Prieto abandonó el cargo en el 2013 ante las sospechas de irregularidades en la contabilidad de la federación, una asociación sin ánimo de lucro dirigida a la promoción y defensa de la cultura andaluza.La fiscala denuncia que García Prieto se puso de acuerdo con sus dos hijos, Manuel y Francisco, para quedarse 429.691 euros que correspondían a la entidad en concepto de los descuentos y bonificaciones que habían acordado con la empresa Damm para que la cervecera fuera la proveedora exclusiva de esta bebida en la Feria de Abril entre el 2008 y el 2011.De forma paralela, entre los años 2008 y 2013, según la acusación, el que fuera máximo directivo de la FECAC se apoderó de otros 1,2 millones de euros procedentes de los ingresos obtenidos por la venta de bebidas en la Feria de Abril de Catalunya, un dinero que «no fue ingresado» por el acusado en las cuentas bancarias de la entidad andaluza. Para ocultar los importes reales de las ventas de bebidas, García Prieto «ordenó» que los cobros de esas ventas se hicieran preferentemente en metálico y «habitualmente» no se facilitaba por la FECAC factura o recibo alguno por los suministros entregados. En la contabilidad se consignaban facturas que no correspondían a suministros de bebidas.La fiscalía expone en la denuncia que la antigua cúpula de la FECAC logró «justificar mendazmente» las subvenciones que recibía de las administraciones para la organización de actos culturales mediante la confección de facturas falsas o infladas, entre los años 2008 a 2013. La acusación cifra en más de 600.000 euros esas ayudas de la Generalitat, la Junta de Andalucía, los ayuntamiento de Barcelona y Santa Coloma de Gramenet, la Diputación de Barcelona y La Caixa.La fiscalía ha encontrado otras irregularidades. En los expedientes de control financiero del destino de subvenciones, García Prieto y la secretaria de la junta de la FECAC María Ángeles Ortega, también denunciada, «confeccionaron un documento que simulaba tratarse de un acta levantada con ocasión de la celebración de la asamblea general» de la entidad el 26 de marzo del 2011, pese a que esta no se había celebrado. En ese acta, se hizo constar que se había dado lectura de las cuentas del 2010 y que habían sido aprobadas por unanimidad, arrojando un resultado negativo, pese a que «eran plenamente conscientes del mendaz íntegro contenido del expresado documento», añade la denuncia.La acusación acusa a García Prieto de haberse quedado 7.852 euros de las cuentas de la FECAC por una supuesta sustracción ocurrida en el almacén de la Feria de Abril del 2011, pese a que, subraya la fiscalía, ese robo no está acreditado. Sus sucesores, además, encontraron en una caja fuerte 59.127 euros que habían sido ocultados en la contabilidad de la entidad.ORAIN tenía razón y queda claro que en ciudades como Terrassa se les puede tildar de ser una banda de gilipollas (y ya perdonareis la licencia).

30/01/2015 11:50. ORAIN-Euskal Aldizkaria Katalunian #. sin tema

Comentarios > Ir a formulario





Blog creado con Blogia. Esta web utiliza cookies para adaptarse a tus preferencias y analítica web.
Blogia apoya a la Fundación Josep Carreras.

Contrato Coloriuris