Facebook Twitter Google +1     Admin

ORAIN KALERA.Copago,repago y superpago en la CAV

Ion SALGADO | GASTEIZ (Garakoa)

Las dudas advertidas por la ciudadanía marcaron la implantación del repago en Araba, Bizkaia y Gipuzkoa. ¿Cuanto hay que pagar?, ¿cómo? y ¿por qué? fueron algunas de las preguntas a las que tuvieron que contestar ayer los farmacéuticos vascos, que no ocultaron su malestar con el Departamento de Salud, al que acusaron de haber puesto en marcha esta polémica medida, impuesta por el Gobierno de Rajoy, sin haber informado previamente a la población.Así lo cree al menos el presidente del Colegio de farmacéuticos de Gipuzkoa, Ángel Garay, que en declaraciones a GARA aplaudió la actitud «de diez» de los clientes, y criticó al Ejecutivo autonómico por delegar la labor informativa en las farmacias.«Todo este esfuerzo -en alusión al asesoramiento y a la resolución de los problemas vinculados a la aplicación del copago farmacéutico- lo tenía que haber hecho la administración, pero al final ahí tienes el muerto y apáñate como puedas», lamentó.En este sentido, recordó que «para las farmacias esta norma ha sido una papeleta que hemos tenido que resolver. Al final hemos hablado con la gente, hemos aclarado sus dudas, hemos renovado el parque informático de nuestro bolsillo, hemos renovado el programa de gestión y nos hemos tenido que conectar a Internet, que nos va a costar 80 euros mensuales, para poder aplicar al copago».Asimismo, subrayó que, a su parecer, Lakua, responsable de la aplicación del Real Decreto Ley 19/2012 en las 850 farmacias de la CAV, tenía que haber puesto en marcha una campaña de información previa a la entrada en vigor de la ley. Una norma vigente en Nafarroa desde hace doce meses y auspiciada por el Tribunal Constitucional, que el pasado mes de diciembre suspendió un decreto autonómico que tenía por objeto evitar la aplicación de las medidas sanitarias del PP en los tres herrialdes dependientes del Gobierno de Gasteiz.Según explicó Garay, el Gabinete de Iñigo Urkullu tenía que haber diseñado una campaña de información más completa, que fuera más allá de un «simple pie de página en un periódico». Al fin y al cabo, como él mismo recordó, para otras cosas las autoridades reparten trípticos y ponen en marcha campañas de información más extensas. «La labor de informar la hemos sufrido nosotros y no nos compete. Se echa de menos un mayor esfuerzo por parte de la administración pública, que es la responsable de implantar el sistema», afirmó el representante de las farmacias guipuzcoanas, que aprovechó la llamada de este periódico para recordar que el copago traerá consigo una caída en el consumo de medicinas.Garay, que sustenta su teoría en los datos aportados por otras comunidades, explicó que el repago «va a retraer el uso de medicamentos, porque el copago lo retrae todo». «El copago es un cañonazo que arrasa con todo, con lo bueno y con lo malo», señaló ante de lanzar un mensaje de cara al futuro: «Habrá que reflexionar para ver si sanitariamente el copago es positivo, cosa que no creo, porque ahora ahorran dinero, pero en un futuro ya veremos».Su homologo alavés, Pedro Rivero, también reconoció el papel de las boticas en la resolución de las dudas advertidas por los ciudadanos. En este sentido, señaló que, pese a que gran parte de la carga informativa ha recaído sobre las farmacias, otros agentes, como son los responsables sanitarios, también han trabajado en explicar los detalles asociados al copago.Una puesta en marcha que, en opinión de Rivero, transcurrió con normalidad. «Salvo a alguna excepción, todo ha ido muy bien, correctamente», manifestó el responsable del colegio alavés, que realizó una valoración «positiva» de la aplicación operativa del sistema. «Aunque cada farmacia tiene una aplicación informática distinta ha funcionado todo bien porque el programa del copago es común para todas», reconoció.«Ha habido normalidad, y los pocos problemas que ha podido haber han sido subsanados rápidamente, porque en realidad no ha habido incidencias destacables. Creo que la gente sabía lo que iba a ocurrir y mi percepción personal es que la aplicación del copago ha ido razonablemente bien. Señalar que el usuario, ya fuera contento o descontento, ha entendido bastante bien el procedimiento, que es a lo que nosotros nos dedicamos», concluyó.En la misma línea, desde el Colegio de Farmacéutico de Bizkaia destacaron que la implantación del repago en las boticas del herrialde se ha realizado sin problemas relevantes. «Por ahora el sistema informático responde tal como estaba previsto y no tenemos noticias de problemas», indicaron.Sin embargo, sí reconocieron la existencia de alguna afección menor. Problemas sin importancia, en opinión del colegio de farmacéuticos, propios de la aplicación del nuevo sistema.En cuanto a la reacción de los usuarios, la propietaria de la farmacia Gran Vía 8 de Bilbo, Carlota Olaizola, señaló que a la ciudadanía no le gusta la última imposición del Gobierno español y «realmente están sin saber muy bien como va a ser la aplicación y como les va a afectar. Sectores como los pensionistas, que no tienen unos recursos muy altos, están un poco preocupados».Tal como explicó esta farmacéutica a Europa Press, «los pensionistas son un sector que tiene edad, y valora la medida con cierto temor, por no saber si tienen la información correcta». «Estamos en la calle y vemos lo que la gente dice, porque las farmacias somos un establecimiento sanitaria a pie de calle, al que acceder sin ningún tipo de cortapisa», relató.Algo que confirmó un pensionista, que lamentó que los recortes impuestos por las autoridades estatales y autonómicas acaban afectando a las personas mayores. «Puede ser que se intente hacer un uso más racional del medicamento, pero siempre lo paga el jubilado», señaló.Otra afectada también denunció las trabas impuestas a los pensionistas. «Unas veces te las dan gratis, con recetas rojas, y luego me las cambian a verdes y luego vuelven a cambiar a rojo... Es muy negativo» concluyó. Cabe señalar que los pensionistas que cobren menos de 18.000 euros anuales pagarán un máximo de 8,14 euros mensuales, los que ganen entre 18.000 y 100.000 euros abonarán 18,32 euros, y los que tengan una renta superior a 100.000 euros tendrán un limite de 61,08 euros.

OSAKIDETZA DICE QUE TODO ANDA BIEN

El Departamento de Salud del Gobierno autonómico destacó ayer «la normalidad y ausencia de incidentes» registrados tras las entrada en vigor del copago farmacéutico en las boticas de Araba, Bizkaia y Gipuzkoa. En este sentido, cabe señalar que el Gabinete jeltzale y los colegios de farmacéuticos de los tres herrialdes desplegaron un operativo especial en medio centenar de farmacias para hacer un seguimiento y para resolver los problemas que pudieran surgir.

Asimismo, en un comunicado, Lakua recordó que las farmacias cuentan con apoyo para solventar cualquier problema técnico, y destacó que la ciudadanía puede consultar cualquier duda en los centros de salud, en las propias farmacias y en el teléfono 012 -Servicio de atención a la ciudadanía del Gobierno de Gasteiz (Zuzenean)--, que ayer atendió 200 llamadas.
Destacar que el Gabinete jeltzale, que se todavía no ha anunciado ningún tipo de compensación para los sectores más desfavorecidos de la sociedad, reiteró una vez más que ha optado por el modo de aplicación «menos perjudicial posible para la ciudadanía vasca y también para los profesionales concernidos».
De esta forma, y a diferencia de lo que sucede en otras comunidades, el ciudadano que alcance el tope de aportación por persona y mes que le corresponda no tendrá que adelantar más dinero y esperar a que le sea reembolsado con posterioridad, sino que automáticamente dejará de pagar cuando llegue a esa cifra máxima. 
02/07/2013 12:52. ORAIN-Euskal Aldizkaria Katalunian #. sin tema

Comentarios > Ir a formulario





Blog creado con Blogia. Esta web utiliza cookies para adaptarse a tus preferencias y analítica web.
Blogia apoya a la Fundación Josep Carreras.

Contrato Coloriuris